150 palabras: El primer día de clase (chapotear, profesor, regla)

Ya tenía todo preparado en su maletín, llevaba mucho tiempo sin dar clases, y como profesor nato que era, aquello había sido un verdadero reto.

No hacía falta coger el coche para llegar a la escuela, estaba bastante cerca, además aquel paseo le serviría para relajarse antes de llegar.

Estaba en una nueva ciudad, nueva casa, nueva escuela, y nuevos alumnos a los que conocer. Llegó pronto, a su clase, era una regla que se imponía siempre: conoce el entorno, familiarízate y siéntete a gusto.

Freestockphotography

Miró a través de las ventanas y vio a los niños chapotear con los pocos charcos que quedaban tras la tormenta de hace unos días. Estaba preparado, quería volver a enseñar a una y cada una de aquellas personitas que serían el futuro.

La sirena sonó y todos los niños corrieron a sus clases, y allí estaba él, recibiéndolos con ilusión y una gran sonrisa.

Facebooktwittergoogle_pluspinterestmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable »Lydia Almansa Matilla.
Finalidad » Gestionar los comentarios.
Legitimación » Tu consentimiento.
Destinatarios » Los datos que proporciones mediante este formulario serán tratados por Lydia Almansa como responsable de Historias de pitufines, con la única finalidad de poder responder a tu comentario. Estos datos estarán almacenados en el servidor de Induscomp, situado en la Unión Europea.
Derechos » Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión enviando un correo electrónico a contacto@historiasdepitufines.com

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.